Fashion Talk Carolina Herrera de Báez

diciembre 2, 2016

“Me gusta trabajar con mujeres que ofrecen más que una cara bonita”

La  Directora Creativa de Fragancias de la casa de alta costura fundada por su madre protagonizó una nueva edición del Mercedes-Benz Fashion Talk en Buenos Aires, donde habló sobre el arte de creación de los perfumes, la identidad de la mujer ideal de la firma y su nueva colección Herrera Confidential. El encuentro –al que asistieron más de 600 personas- tuvo lugar en la Usina del Arte el 21 de noviembre.

mba_alta158 herrera-215 herrera-121

Por Nani Dodich

Bañada por la luz natural de las 9:30 de la mañana, una elegante recepción, adornada con arreglos de plantas verdes y de frescas flores blancas, ofreció café con leche y jugos orgánicos a los invitados. Entre los ignotos, se mezclaron poco a poco algunas personalidades de la moda y del espectáculo como Mariana Fabiani, Iván de Pineda, Pablo Ramírez, Mariana Arias, entre otros, quienes enseguida capturaron la atención de los fotógrafos del evento. Ya presentes todos los invitados, apareció Carolina luciendo un vestido blanco con un profundo escote en V -ceñido a su diminuta cintura por un delgado cinturón rojo- que llegaba a sus tobillos con una leve pendiente acampanada. La fina silueta de Carolina acompañaba su postura de mannequin, sobre todo cuando posaba frente a la cámara, que miraba con seguridad y un dejo de soberbia. Si sus facciones no son carismáticas, lo compensa su agradable y femenino tono de voz cuando nos hamaca en su suave acento venezolano.

“Me da un poco de pánico ver pa’ fuera pero te voy a ver a ti” admitió Carolina cuando  la periodista especializada en moda y belleza Carla Rodríguez inició la entrevista frente a un atento auditorio.

Carla: Trabajás siempre con familias olfativas de las fragancias.  ¿Cómo es desarrollar esa línea? ¿Qué tienen en común? ¿Qué de diferente?

CH: Nosotros lo llamamos universo. Lo más difícil es crear el primero. Después de ahí vamos trabajando. A partir de allí van surgiendo los próximos miembros de la familia, con los que tardamos menos tiempo porque tienen que ser parte de la pirámide de esa mujer CH o 212. Pero siempre innovando.

Carla: Leí que para vos crear el perfume es como hacer el guión de una película. ¿Es así?

CH: Cuando estamos creando lo divertido es pensar quién es la protagonista. Entonces hacemos un guión alrededor de ella: qué le gusta, qué hace, cómo se viste, a quién quiere, cómo es mala, cuándo es buena. Una especie de historia para que todos estemos en la misma página. Pero cuando el perfume ya está hecho, digo “señor, el guión a la basura”. Porque ya pertenece a todo el mundo que le guste aplicárselo, y da igual si es una persona que se identifica con ese guión o con el olor.

Carla: Si tuvieras que elegir a la mujer y al hombre Carolina Herrera, ¿cómo los definirías?

CH: Ella es moderna, femenina, glamorosa, buena pero con un poco… no mala sino… naughty (una voz masculina del público sugiere ‘atrevida’). Eso, atrevida, ¿vale? La mujer Carolina Herrera es  sensual, inteligente, divertida, con sentido del humor. Y creo que el hombre es igual. Siempre digo: el hombre y la mujer perfectos.

Carla: ¿Cuál es la relación entre la seducción y los perfumes?

CH: Creo que el perfume seduce sin que tú lo sepas. Porque es como un ejercicio de la memoria olfativa, sensorial, algo misterioso, efímero, romántico.

Carla: ¿Cuál es tu ingrediente favorito para perfumarte y para crear las fragancias?

CH: El jazmín. También el patchouli, que tiene muy mala fama. La gente cree que es el ingrediente hippie por excelencia. Pero a mí me encanta y, de hecho, en la colección Confidential usé patchouli para tratar de enseñarle a mi mamá que puede ser sensual y elegante. Y la convencí.

Carla: Trabajan mucho con supermodelos, como Gisele Bündchen y Karlie Kloss. ¿Qué aportan a una marca que podría prescindir de ellas?

CH: Fíjate que no es tanto el trabajar con supermodelos porque, por ejemplo, Lily [Aldridge], la mannequin de CH, es un superángel pero no una figura como pueden ser Gisele o Karlie. A mí me gusta trabajar con mujeres que van perfectamente con el perfume, que sé que lo van a dar todo, profesionales, inteligentes, que ofrecen un poco más que una cara bonita. Así han sido Lily y Gisele, y Karlie se está sobrepasando.

Carla: Contame del último lanzamiento que te trajo a Buenos Aires: Herrera Confidential.

CH: Son siete fragancias y cuatro aceites. Esta colección es una oda que le hice personalmente a mi mamá. Ella no conocía la historia y la inspiración que había detrás. Cada ingrediente presente en la colección reenvía a una memoria mía sobre Carolina como madre, mujer, diseñadora. Cuando vio la presentación no se lo creía.

Carla: ¿Podrías describir cada una de las fragancias?

CH: El perfume insignia es Herrera Tuberose, de tuberrosa y nardo. Mi primera memoria olfativa es la de mi mamá poniéndose aceite de nardos y jazmín. Ella iba a comprar a Bloomingdale’s, una tienda mítica en Nueva York. Mezclaba los aceites. Luego está Burning Rose, que es de rosa. Para mí esa es la energía de Carolina Herrera la diseñadora: el rojo. Neroli Bohème, que representa a mi infancia, el neroli, los naranjos, lo tropical.

Carla: Tu infancia en Venezuela.

CH: Claro. Después está Nightfall Patchouli, porque la quería convencer a mi mamá de que el patchouli es glamoroso. Y es uno de los populares, debo decir. Luego, Oud Couture. El oud es un ingrediente que conocí en Oriente Medio, donde yo quedé alucinada con lo delicioso que olía la gente, por donde pasara. Amber Desire, que está inspirado en la casa en donde nosotros crecimos. Las bibliotecas tienen ese olor a ámbar. Mistery Tobacco es el último que hemos hecho. A mí me encanta todo lo que sea  artesanal, el trabajo por fuera de los ordenadores. Y por eso el tabaco es algo que me llama la atención. Finalmente, los aceites, la idea es mezclarlos, que era lo que hacía mi mamá. Se pueden combinar libremente hasta que encuentres tu olor.

 

herrera-076

No Comments

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.